Muchas personas  le dan mínimos detalles de mantenimiento a sus autos en casa,  pero si tú no eres de esas personas, seguramente te aterra la idea de dárselos a tu motor, el cual es el corazón de tu auto. Es por eso que en este apartado te daremos algunos consejos para que le des un mantenimiento básico y su vida útil se extienda.

Siempre conduce con cuidado

No aceleres el motor cuando ya lo pusiste en marcha,  un ejemplo de esto son los famosos arrancones, los cuales desgastan el motor de cualquier automóvil. Acelera lentamente cuando comiences a manejar. Cambia a neutral en las luces rojas para darle tiempo al motor para descansar. Si cuidas de tu motor,  serás recompensado.

 

Lava tu automóvil una vez a la semana

El lavado de tu auto lo mantiene limpio, brillante y libre de corrosión. Recuerda limpiar el interior del automóvil también. Las partículas de suciedad son abrasivas, mientras que los líquidos derramados, como los refrescos y los jugos, pueden ser corrosivos. Aspira bien el interior de tu automóvil y limpia las lentes en el tablero con un paño suave y húmedo.

Cambia la transmisión y los aceites

Si bien no requieren un servicio frecuente, estos fluidos deben cambiarse de acuerdo con los intervalos de servicio. Siempre usa líquidos  de transmisión o aceite para engranajes del tipo y la viscosidad recomendados por los expertos.

Cambia tu líquido para frenos con regularidad

El líquido de frenos es higroscópico. Esto significa que es experto en atraer la humedad. La humedad hace que los componentes se corroan y fallen. Reemplaza el sistema de fluidos una vez al año. Recuerda que el líquido es mucho más fácil que un cambio de piezas.

Cambia las bujías

Muchos fabricantes recomiendan cambiar bujías cada 50 000 km. Esto garantiza un buen consumo de combustible y un alto rendimiento del motor.

Dale mantenimiento a la batería tu motor

Verifica regularmente la batería de tu automóvil para prolongar su vida útil. Comienza por mantener los terminales de la batería limpios. Puedes limpiarlo con un trapo húmedo con un poco de jabón en polvo. También verifica la carcasa de la batería para detectar cualquier signo de daño.

Ten a la mano una refaccionaria de confianza

No importa cuán cuidadoso seas, accidentes o daños son inevitables. En este caso, debe contar con una refaccionaria de confianza como lo es Distribuidora de Refacciones Chavitar. No dudes en contactarlos.